Rodonita

Rodonita

Silicato de color rojo o rosa de brillo vítreo algo mate, moteada, a menudo con flecos negros, se presenta en masas espáticas granadas o en granos diseminados.

Se encuentra sobre todo en:

México, Brasil, Alemania, España, Rusia…

Símbolo de amistad, paz y convivencia equilibra energías (físicas y mentales, Yin y Yang), estimula y activa el chakra del corazón y el chakra base, alineándolos, fomenta el amor por uno mismo.

Alivia el estrés y los problemas del sistema nervioso central (esclerosis múltiple).

Recomendada para el sistema óseo (crecimiento, artritis, articulaciones), trata las alteraciones inmunitarias, la diabetes (páncreas), la infertilidad, desarreglos menstruales, úlceras gástricas, el sistema auditivo, infecciones, lesiones internas, heridas, picaduras y cicatrices.

Ayuda a superar el impás del trauma emocional, los ataques de pánico, de autodestrucción, casos de dependencia y abusos aunque estos sean antiguos o de vidas pasadas, ayudando a que se produzca el perdón, y el entendimiento, deja aflorar emociones como el rencor y la ira para que estas puedan transmutarse.

En situaciones de peligro o negatividad aporta tranquilidad e impide la venganza haciendo ver que ésta no lleva a ninguna parte, ayuda a descifrar las proyecciones de culpa o cualquier otro sentimiento negativo que se vierte sobre los demás descubriendo que, en el fondo, es un reflejo de nosotros mismos.

Muestra todos los aspectos de un asunto y va a la raíz del problema.

Mejora la memoria, la escucha y calma la mente.

Muy positiva para las meditaciones con mantras afinando energeticamente a estas vibraciones.

Ayuda a sanar problemas de abandono o traición en vidas anteriores.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *