Vanadinita

Vanadinita

De la clase de los Vanadatos le debe su nombre al Vanadio, cristaliza en sistema hexagonal, en colores rojo rubí, anaranjado, amarillo y castaño, brillo de adamantino a resinoso.

 

Se presenta en cristales prismáticos y en aspecto cavernoso y globular.

Se encuentra sobre todo en:

Rusia, Austria, España, Marruecos, Argentina, México y Estados Unidos.

Su vibración está muy vinculada con la búsqueda del equilibrio energético, y con la estimulación de la energía kundalini.

Se recomienda a personas que les cuesta trabajo aceptar la dimensión física, ayudando a que el alma se asiente en el cuerpo físico, por ello tiene un fuerte vínculo con el chakra base, y el chakra de la tierra, bajo nuestros pies.

Ayuda a conservar la energía evitando su pérdida.

Estimulante sexual, dificultades respiratorias, facilita la respiración circular, trata cansancio crónico y alteraciones de vejiga.

Aporta coraje y determinación.

Fomenta flexibilidad y estabilidad en situaciones de cambio.

Aumenta la capacidad de concentración, ayuda a equilibrar la comprensión y el intelecto para escuchar al guía interior, ayudando a centrar y aclarar los objetivos.

Ayuda en meditación puesto que detiene el parloteo mental, y facilita la apertura del canal energético, atrayendo energía portadora de paz interior.

Ayuda a evitar el malgasto económico, tanto si se sitúa en la zona de la abundancia de la casa, como si se porta en el monedero.

Este cristal es venenoso en elixir , si se decide esta opción SIEMPRE a través del método indirecto.

Contribuye al viaje psíquico y astral.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *