Entrega.

 

Bodhidarma Se iluminó en India y buscó un discípulo sin poder encontrar ninguno. Por lo tanto tuvo que ir a China.
Conocía la clave, estaba envejeciendo, y no podía encontrar un digno sucesor suyo.
Durante nueve años esperó en una caverna, simplemente esperó mirando a la pared. Estaba creando una gran fuerza magnética. Estaba llamando a quien sería capaz de llevar su tradición adelante. Continuar leyendo “Entrega.”

H. Borland

 

Si quieres conocer la fortaleza y la paciencia, frecuenta la compañía de los árboles.